Dorian Gray a do Mp&Mp Rosado
Escrito por extraido de www.abc.es / MARTA CARRASCO   
domingo, 27 de julio de 2008

DICEN que el Retrato de Dorian Gray es una de las últimas obras clásicas de horror gótico. En su texto se puede leer: «Lo único que vale la pena en la vida es la belleza, y la satisfacción de los sentidos».

Oscar Wilde
Oscar Wilde

 

Algo así pensaron los artistas Mp&Mp Rosado cuando Galaxia de Gutemberg les encargó unirse a la pléyade de artistas que han ilustrado obras maestras de la literatura. «El hecho de que nos encargaran a nosotros, la verdad es que tiene su razón de ser y nos pareció estupendo».

Los Mp&Mp Rosado se unen así a artistas como Miquel Barceló que ilustró «La Divina Comedia» de Dante; Guillermo Pérez Villalta, que puso sus dibujos a «Los Viajes de Gulliver» de Jonathan Swift, y a Jaume Plensa, que ilustró piezas teatrales de Shakespeare.

No es fácil indicar quién habla, si Miguel o Manuel, pero como en este caso da igual (uno termina la frase del otro), la delimitación del que contesta no quita ni pone a sus ideas.

«Nos propusieron el proyecto en marzo y estuvimos dándole vueltas. Ninguno de los dos nos habíamos leído el libro aunque sí lo conocíamos, y creo que ha sido mejor porque de esta forma no teníamos ideas preconcebidas». Poco podría imaginar Oscar Wilde que su libro iba a ser ilustrado en el siglo XXI con imágenes de España, más concretamente, de lo urbano de Sevilla o Cádiz.

«No queríamos que la figura humana apareciera en ningún momento. Tan sólo en las «guardas» del libro, que serán como un espejo para que la única imagen que aparezca sea la del lector».

Intentan que el libro, que si todo va bien se presentará en diciembre, sea como un archivo de imágenes del protagonista. Han desmenuzado a Oscar Wilde, mejor dicho a «Dorian Gray», hasta sacarle sus imágenes más características: los detalles de los textos. «Las ilustraciones son cuarenta y una. Son fotografías retocadas, bien en color o bien a tinta, como nosotros habitualmente trabajamos».

Un detalle de una calle de Sevilla, un grupo de botellas de cristal de una calle, o incluso la imagen de un fluorescente, algo que no existía en la época en la que el libro se escribió. «Queríamos hacer algo así como lo que hizo Sofía Coppola en «María Antonieta», donde sacó a una señora vestida de época pero con «Converse». Esa forma de transgresión, nos encanta».

Los dibujos irán a doble página en el volumen, y la portada es sorprendente: una fotografía de un lienzo rojo, una tela con dobleces a lo Zurbarán como si fuera la que se echa sobre un cuadro para taparlo en un estudio».

En diciembre la reputada galería Gaspar de Barcelona inaugurará una exposición con los cuarenta y un dibujos que ilustrarán el libro, «que ha quedado estupendo. Estamos supercontentos de esta primera experiencia con los libros, que esperemos no sea la única».

No se separan nunca mientras trabajan, «pero de vez en cuando, al menos los fines de semana, respiramos el uno del otro», pero no desvelan a quien se le da mejor dibujar o modelar o..., «eso es el gran secreto. Aquí la creación es a dúo», comentan entre risas.

Preparan una exposición en Milán para el 19 de septiembre, y llevan estos días sus esculturas de arcilla a cocer a Conil, «hay proyectos para el Museo de Cádiz el año que viene y alguna cosa más», informan los dos ilustradores de la obra de Oscar Wilde.

MARTA CARRASCO

(La imágene no pertenecen al artículo publicado en ABC, añadida por webmaster)
Hear this article